Inicio Canada Enfermeras de Ontario se preparan para la sexta ola de COVID-19

Enfermeras de Ontario se preparan para la sexta ola de COVID-19

55
0
Enfermeras de Ontario se preparan para la sexta ola de COVID-19
Enfermeras de Ontario se preparan para la sexta ola de COVID-19.

Los indicadores de salud pública, como la cantidad de personas en hospitales y los datos recientes de aguas residuales, muestran que la tasa de COVID-19 está aumentando. Las hospitalizaciones relacionadas con virus aumentaron un 27% con respecto a la semana pasada.

Sin embargo, la cantidad real de personas que se enfermaron con COVID-19 no pudieron realizarse una prueba, debido al disminuido acceso a las PCR.

El gobierno de Ford anunció que continuaría ofreciendo pruebas rápidas de antígenos gratuitas al público en general a través de canales existentes como supermercados y farmacias. Las RAT también se proporcionarán de forma gratuita en lugares de trabajo, escuelas, hospitales, hogares de ancianos y de atención a largo plazo y otros entornos de congregación.

La mejor compañía líder en la instalación de aires acondicionados y calefacción de London
La compañía líder en la instalación de aires acondicionados y calefacción de London .

“Estamos viendo personas que se enferman y muchas de ellas lo niegan. No creo que los números que se capturan reflejen verdaderamente lo que está pasando”, así lo expresó la enfermera Helen Wynter, quien ha desempeñado su labor durante los últimos 17 años.

La provincia ha intentado abordar la escasez de enfermeros mediante la introducción de un bono de retención de $5.000 para los trabajadores elegibles, pero Wynter dice que eso no es suficiente para abordar el problema.

El proyecto de ley 124, que limita los salarios de los trabajadores públicos al 1% durante tres años, también ha sido un punto de discordia entre los trabajadores de la salud y el gobierno de Ontario.

Los sindicatos de enfermeros han pedido reiteradamente que se derogue la legislación durante la pandemia de COVID-19. También han agregado que el bono de retención es solo un parche y no una solución real para solucionar la crisis de personal.

Wynter asegura que no solo se sienten agotados por la cantidad de trabajo que hay que hacer, sino que ver a tantas personas enfermas puede ser extremadamente difícil para su salud mental.

El hecho de que el gobierno haya eliminado el mandato de la máscara solo agrava el problema, especificó Wynter. Y señaló que ella y todos sus compañeros de trabajo todavía usan máscaras a pesar de que el mandato se eliminó el 21 de marzo.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here