Inicio Latinoamerica Murió mujer ecuatoriana de 76 años que había “resucitado” en su velorio

Murió mujer ecuatoriana de 76 años que había “resucitado” en su velorio

32
0
Murió mujer ecuatoriana de 76 años que había “resucitado” en su velorio
Al momento de su deceso, Bella Montoya se encontraba en la Unidad de Cuidados Intensivos de un hospital al que había sido trasladada luego de que sus familiares la rescataran del ataúd.

Bella Montoya, la mujer de 76 años años que había “resucitado” en medio de su propio velorio en Ecuador, fue declarada oficialmente muerta durante las horas de la tarde de este viernes, 16 de junio, en un hospital de la ciudad costera de Babahoyo, según información revelada por los medios locales.

Al momento de su deceso, Montoya se encontraba en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) del hospital “Martín Icaza”, de Babahoyo, donde había sido trasladada luego de que sus familiares la rescataran del ataúd tras percatarse de que aún respiraba.

Una fuente del Ministerio de Salud ha informado a la cadena de televisión ‘Ecuavisa’ que a la mujer, cuyo estado era grave en la UCI, “ya le están practicando la autopsia”.

El pasado 9 de junio, la mujer que había ingresado al hospital por un accidente cardiovascular, había sido declarada muerta y entregada a sus familiares, quienes la trasladaron a una sala funeraria.

La mejor compañía líder en la instalación de aires acondicionados y calefacción de London
La compañía líder en la instalación de aires acondicionados y calefacción de London.

Unas cinco horas después de haber sido declarada fallecida por primera vez, familiares y amigos que asistieron al velorio se percataron de que Montoya aún respiraba.

Fue trasladada nuevamente al hospital y, por su condición grave, fue ingresada en la UCI, en un curioso caso que es revisado por una comisión de expertos organizada por el Gobierno.

Según ‘Ecuavisa’, la mujer que había sido dada por muerta ya había recuperado su estatus de persona viva tras haberse archivado el acta de defunción.

La emisora indicó que su único hijo, Gilber Barbera, tenía la esperanza de verla salir con vida del hospital de Babahoyo, donde la visitaba a diario.

“Ella respira y mueve lentamente sus ojitos”, había relatado Barbera este mismo viernes, horas antes de que se informara del fallecimiento de su madre.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here