Inicio Latinoamerica Melissa Lucio, la primera latina que será ejecutada en Texas

Melissa Lucio, la primera latina que será ejecutada en Texas

98
0
Melissa Lucio, la primera latina que será ejecutada en Texas
Melissa Lucio, la primera latina que será ejecutada en Texas.

La mexicana-estadounidense, Melissa Lucio, podría convertirse este 27 de abril en la primera mujer latina en ser ejecutada en el estado de Texas.

Lucio fue encontrada culpable en el 2008, por un jurado del condado de Cameron, del asesinato de su hija de dos años, Mariah Elizabeth Álvarez.

El jurado llegó a la conclusión de que Melissa había «golpeado y torturado» a su hija hasta la muerte.

Sin embargo, luego de 14 años privada de la libertad, sus abogados indican que una nueva revisión del material probatorio del caso, demostraría que Lucio es inocente y que fue presionada para dar una confesión bajo presión.

La mejor compañía líder en la instalación de aires acondicionados y calefacción de London
La compañía líder en la instalación de aires acondicionados y calefacción de London .

La defensa de la acusada presentó una solicitud de clemencia ante la junta de perdones y fianzas del estado de Texas para lograr que la ejecución se suspenda o, por lo menos, se aplace por 120 días más.

La solicitud, que está apoyada por más de 80 legisladores estatales demócratas y republicanos, y de cuatro de los miembros del jurado de ese entones que la juzgó, deberá ser aprobada por dicha junta y por el gobernador del estado Greg Abbott.

Por su parte, los miembros del jurado que la acusó en su momento, y que firmaron la solicitud de clemencia, confesaron que tenían «serias preocupaciones» de que se les hubiera ocultado información durante el juicio inicial, y aseguraron apoyar una reducción de los cargos.

‘Fue un accidente’

Según las declaraciones de Lucio a las autoridades, durante una de sus mudanzas, más exactamente el 15 de febrero de 2007, la niña Mariah se había quedado sin supervisión adulta mientras sus padres estaban ocupados.

La familia vivía, en ese momento, en un pequeño apartamento de dos habitaciones en el segundo piso de un edificio localizado en la ciudad de Harlingen.

Melissa argumentó durante el interrogatorio que, cuando se dio cuenta que Mariah no estaba en el apartamento, salió a buscarla y la encontró llorando al pie de las escaleras, con un poco de sangre en los dientes inferiores.

Sin embargo, al no verle otras heridas a la pequeña, Melissa decidió continuar con las tareas del día.

Luego de dos días, el 17 de febrero de ese año, el papá de la niña llamó al servicio de emergencias 911 a las 7:00 p.m., argumentaba que la pequeña Mariah no estaba respirando.

La bebé de 2 años se había quedado dormida en la cama de sus papás y nunca volvió a despertar.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here